En las próximas semanas se espera una nueva normativa donde se indica que los centros que pueden impartir certificados de profesionalidad son los centros integrados, los de referencia nacional, los públicos y también los centros de formación privados acreditados. Los  centros de formación de iniciativa privada también podrán desarrollar acciones formativas de certificados de profesionalidad privados, no financiadas con fondos públicos de formación profesional para el empleo. La formación deberá adecuarse a la normativa reguladora de los certificados de profesionalidad y estos centros de formación deberán estar acreditados por la administración laboral competente. Centros de formación de iniciativa privada deberán cumplir las obligaciones de comunicar las acciones formativas que van a impartir para su autorización por la administración competente, comunicación de inicio, fechas de inicio y finalización de cada acción formativa, la relación de alumnos participantes, la documentación de la acreditación de formadores y tutores-formadores, planificación del proceso de evaluación, convenio o acuerdo con los centros de trabajo para la realización del módulo de formación práctica en centros de trabajo, etc.